Categories
Inspiración pura Marranadas Rescates

Vencimientos

muso_soseki_3_wikimediacommonsUn joven monje se acercó a Lou-Sin en busca de consejo.

Algo en el alma, en el centro de mi ser, me duele. Maestro, ¿puede sanarme el olvido?

Lou-Sin sonrió, y le dijo:

Lo que mejor te sanará son los recuerdos, porque ante el dolor nada tiene más sentido que el amor que debemos poner para vencerlo.

El debut de Lou-Sin, rescatado hoy para la pocilga, apareció originalmente como comentario “anónimo” en el blog De esquinas y rincones, el 2 de febrero de 2009. Fin del comunicado. 

By Ivanius

Intérprete de sueños, devoto de las palabras, adicto a la imaginación. Lector irredento y escribidor repentino. Ciudadano y no me canso.

16 replies on “Vencimientos”

Todos debiéramos sanar nuestros recuerdos. Y que conste que no es lo mismo sanar que olvidar.

Y el único modo que yo veo es dejándose acompañar por Jesús, dejándose tocar, dejándose sentir. En fin, que algún día, el menos esperado, te das cuenta que el recuerdo sigue ahí, pero ya no hace daño.

¿Perdón, acaso? Coincido en que el amor es el que salva.

Las heridas que dejan los recuerdos son sanas, a veces. Nos dan, por lo menos, para pensar qué es lo que hemos hecho mal. A mí me duelen muchos recuerdos pero no los quiero sanar… Ellos me han hecho lo que soy ahora 🙂

Voy a tomar una frase prestada: “¡Ashhhh!” Amo mis recuerdos, no me menciones al olvido. Cierto, al amor sana… Muchos besos por la filosofía en este día soleado.

Tessy: El sentido del amor que recordamos (y sabemos atesorar) es lo que mejor ayuda a distinguir la mala hierba de la buena cosecha.
Lau: El dolor es síntoma de vida; un órgano muerto no siente.
Paloma: Los recuerdos mantienen alejado hasta al alemán ese… ¿cómo se llamaba?
Malquerida: Eso: estar vivo hoy significa que he dejado mi pasado atrás.

Sufro de intermitentes ataques de recuerdos que, aunque bellos en su momento, ahora me causan dolor. Sí, el amor logra borrar recuerdos, la dedicación, la entrega día a día hacen que los recuerdos dolorosos sean sólo recuerdos y nada más, lejanos y es decisión propia dejarlos aproximarse de nuevo y seguir haciendo daño. Aunque habemos quienes, a veces, disfrutamos algo de limoncito en las heridas… =)

Si, somos una argamasa de lo que vivimos, y la unica forma de almacenar las experiencias, es a través de los recuerdos. CReo que de hecho no hay recuerdos buenos, ni malos… solo recuerdos. Gracias por recordárnoslo.

Nadia: A veces, para que el dolor sea aprendizaje, es necesario aceptarlo… También a veces, la adicción al dolor es señal de masoquismo. 🙂
Mara: Los recuerdos, como las obras, se conocen por sus frutos.
Rosy: Qué bueno saber que las palabras de esta pocilga le sirven. Bienvenida siempre, y un fuerte abrazo.

Para olvidar nada mejor que retomar todos los recuerdos y perdonarnos a nosotros mismos, de esa manera, poco a poco todo se ira desdibujando, sin el dolor que nos puedan causar.

Sanar los recuerdos?
Si un recuerdo duele, hay algo en el que aun nos falta por aprender. En este sentido, sanarlos seria superarlos, pero no olvidarlos, ocultarlos… sino urgar en ellos aunque nos duela todavia mas. Es la unica forma de encontrar la semilladel dolor, digo yo.
Si no nos duele, sencillamente no molesta!
Excelente tu post! Esos cuentos chinos siempre dan que pensar.
Saludos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *