Categories
Happy-Happy Joy-Joy siete

¿Qué tranza con el original?

…ahora sí me mié de la risa.**







**reacción ante el desplante de ferest crichur en apuros.
Categories
Happy-Happy

I Java Dream

Los primeros instantes del día (es decir, cuando despierto) son para mí una maraña de confusiones y semi-sonambulismo. Pero también están entre los momentos más extrañamente creativos.

En los minutos que transcurren entre el sonido del despertador y el momento en que A FUERZAS tengo que levantarme, han aparecido, por ejemplo: las penumbrosas palabras de muchos de mis escritos, algunos gozosos sueños repetitivos (al grado de levantarme entre carcajadas), e incluso (como manda el cliché) la solución de algún problema que el día anterior le encargué a la almohada.un cafecito -- imagen tomada de Wikimedia (GPL)

Por supuesto, esto sería genial y maravilloso… si pudiera controlarlo a voluntad. La mayoría de las veces, sólo es posible descender a la normalidad con un café, preferiblemente caliente, y cien por ciento cafeinado.
Mientras encuentro la manera de domesticar “Pavlovianamente” la creatividad, no he encontrado nada mejor para alinear las neuronas.

Qué decir de los ocasionales y no tan ocasionales desvelos maratónicos, por trabajo o por otras causas más, digámoslo así, pedestres. En esas ocasiones, el café sigue siendo la bebida energética por excelencia, una que además es fácil de conseguir donde quiera, en todo tipo de variedades, desde el más exótico (y costoso) café gourmet hasta el humilde y eficaz instantáneo.

Elíxir maldito, hidromiel oscuro, aromático brebaje. Que viva el café.

Categories
Happy-Happy Joy-Joy

Se estrena el burro.

Sólo copio y pego como lo encargado. Y dejo al maestro hablar.
Salud, amor, felicidad.
Alberto 2008.

+++++++

Cuando surgió la idea de fundar ChanchoPensante, el nombre me recordó a Rebelión en la Granja, de George Orwell, una novela donde los animales se comportan como humanos, y los humanos, peor que los animales.

Entonces pensé que este lugar se podría ver como un mundo en donde, a pesar de la animalidad, es posible comportarnos como seres humanos. Con luces y sombras, pero (sobre todo), con ganas de divertirnos a pesar de que haya quien nos quiera ver, como les sucede a los cerdos, más sucios de lo que somos.

Este sitio fue creado para darle lugar a la creatividad y a la imaginación. A veces, aparecerán cosas que no vienen al caso. Pero esa es la intención… a veces.

Ah, también otra cosa: aquí sólo hay ideas, en las que es necesario un proceso de limpieza y recreación (en todos los sentidos) antes de lograr algo que valga la pena. Como en el mundo “real”, también en el pensamiento la limpieza es agradable, aunque en el camino se nos pegue algo de mugre.

En este lugar, normalmente, el lodo (la tierra y el hollín) entran de fuera, como dijo la mamá de Mafalda. Aquí entendemos que la suciedad, la mayoría de las veces, no es voluntaria. Vivir no ensucia. Y si nos cae la mugre, agradecemos que sea nomás por fuera.

A los eventuales visitantes, primero un abrazo. Si caen por acá, bienvenidos; tampoco pregunten qué van a encontrar. Porque eso sólo se sabrá cuando la imaginación dé aquí sus frutos. Pero el proceso no tiene por qué ser limpio. Puede ser un desparramadero de tripas. Un borrador mental. Diversiones, Despistes y Debrayes. Búsquedas y Encontronazos. Todo entre ideas.

Los que lleguen a este lugar atraídos por la posibilidad de encontrar porquerías ya pueden desilusionarse desde ahora: quizás lo que les hace falta es darse un baño, pero no un baño de pureza. Cochinadas de esas que andan buscando las hay mucho mejores en otros lares.

Parafraseando a Pumba, en estas páginas sólo verán puercos decentes. No se admiten cerdos.

Pásenle, pues. La pocilga está abierta.

Ivanius 2008